diapositivas_reflexion-960x480

SALMO 87: UNIVERSAL

De Sión pueden decir: “Todos han nacido en ella, el Altísimo la ha fundado”. El Señor anota en el libro de los pueblos: “Este nació allí”. (Salmo 87: 5 y 6)
 
 
Este salmo, de los hijos de Coré, reivindica el carácter universal de las intenciones de Dios. Sión, a pesar del exclusivismo e incluso xenofobia que Israel desarrolló hacia los otros pueblos, estaba destinada a ser un foco de bendición para las naciones, en línea con la promesa hecha por el Señor a Abraham. Lamentablemente, no pudo ser.
En nuestra realidad la equivalencia debería ser la iglesia de Jesús donde, como bien dice la Escritura, hemos de dar la bienvenida a personas de todo pueblo, tribu y nación. Esta expresión, que aparece en Apocalipsis, incluye por resumirlo de alguna manera, a todo aquel que es diferente a mí, piensa de forma distinta, tiene un enfoque teológico alternativo o percibe la relación con el Señor de una forma completamente diferente. La comunidad de los seguidores de Jesús no puede ni debe excluir a nadie. Todos son bienvenidos tal y como son, y es el mismo Maestro quien tiene el compromiso y la responsabilidad de cambiar las vidas de aquellos que se acercan a Él. Nosotros, ni podemos rechazarlos ni podemos cambiarlos. Nosotros aceptamos, Jesús cambia.
¿Cuál es tu actitud al diferente a ti? ¿Aceptación, rechazo, juicio, indiferencia?
Por Félix Ortiz, pastor de la IEB Bona Nova

0 Comentarios

Añadir Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *